Esti blogue ñaz col enfotu d'asoleyar les esploraciones soterrañes desendolcaes por estremaos grupos d'espeleoloxía nel área kárstico de Las Mañangas, nel conceyu Llanes, Asturies. Equí podrás atopar les reseñes y topografíes de les cavidaes esploraes, y dellos otros trabayos rellacionaos.

Este blog nace con el deseo de dar a conocer las exploraciones subterráneas desarrolladas por diversos grupos de espeleología en el área kárstica de Las Mañangas, en el concejo de Llanes, Asturias. Aquí podrás encontrar las reseñas y las topografías de las cavidades exploradas, y otros trabajos relacionados.

Cueva'l H.ou los Cestos

(MA-06-07-14)

Porrúa, Llanes, Asturies.

S.E.B. Escar / G.E. Gorfolí / G.E. Niphargus, 2013.

Desarrollo: 1045 m.
Desnivel: -60 m.
(Topo parcial a 1 de diciembre de 2013)

Coordenadas (boca MA-07): UTM 30T  X: 353.077,  Y: 4807.443,  Z: 132 m.s.n.m. (Dátum WGS84).

Localización: Las bocas de la cueva se ubican en el flanco occidental de una amplia uvala denominada el H.ou los Cestos, muy próxima a una de las pistas forestales de la zona.

Geología: Calizas del carbonífero superior. Buena parte de los conductos de la cavidad se acomodan a la dirección y buzamiento de los estratos.

Descripción: [Nota: sólo se describe lo reflejado actualmente en la topografía]

El sector de la cueva: Este sector de la cavidad tiene dos bocas muy próximas entre sí: un acceso vertical conformado por una torca de veinte metros y de amplias dimensiones (boca MA-07), y un acceso a través de una boca en rampa descendente de dimensiones más modestas (MA-06). Ambas confluyen casi de inmediato en una sala de buen tamaño, con el suelo formando una rampa descendente con bloques y, por desgracia, algo de basura. Al fondo de la rampa y de la sala tenemos a la izquierda un divertículo con una charca o pequeño lago, mientras que de frente continúa como una galería de techo elevado. Concluye esta galería ante un paso estrecho entre concrecciones que comunica con un conducto freático descendente, el cual, tras un corto tramo, nos conduce a un sifón estático relativamente amplio. Este sifón, que ha sido buceado, alcanza los 5,2 m. de profundidad (cota -48) pero no ofrece continuidad.

video

Volviendo a la sala de entrada tenemos varias posibles continuaciones por la izquierda (sur). La más evidente se encuentra a mitad de la sala y nos conduce a una galería de dimensiones cómodas y corto desarrollo. No tan evidente tenemos otra continuación un poco por encima del pequeño lago ya mencionado, que a través de una pequeña rampa descendente (con una marcada corriente de aire) y tras un giro, nos deposita en un meandrito desfondando que  tiene continuidad en su base, comunicando con la red activa inferior. Por otra parte, en el flanco derecho (norte) de la sala de entrada tenemos sobre un resalte una especie de terraza con dos continuaciones a modo de cortas galerías, ambas sin solución de continuidad.

El sector de la torca: Este sector presenta una única boca (MA-14) que conduce de inmediato a un P8, el cual nos deposita en una amplia galería descendente que nos lleva a un gran caos de bloques que se desfonda dando lugar a varios pozos, los cuales comunican con un meandrito inferior que discurre bajo la bloquera. De modo paralelo a esta galería de entrada discurren otras dos de menor entidad (denominada Galería Sin Palabras la situada al sur) que comunican con la principal por varios puntos. Así mismo la galería de entrada tiene varios pozos en su margen izquierdo que comunican con cortos tramos de galería sin continuidad. Si esquivamos el caos de bloques y los pozos por la derecha, un pasaje de dimensiones modestas nos conduce a una amplia galería que progresa a derecha e izquierda, la Galería'l Perru. Por la derecha (este) la galería asciende hasta una zona con hermosas y delgadas columnas, girando a la izquierda y comunicando con otra galería paralela a la del Perru, ocupada por grandes bloques y con varias continuidades. A la derecha (este) una serie de pasajes estrechos comunican con una galería que regresa hasta la sala, con la que enlaza formando una especie de ventana elevada, existiendo así mismo una segunda ventana que comunica con una corta galería. A la izquierda (oeste), esta sala con grandes bloques se desfonda en un pozo amplio, que forma una de las comunicaciones con la red activa inferior.
Si regresamos a la Galería'l Perru y progresamos a la izquierda (oeste), descenderemos por otro gran caos de bloques hasta alcanzar el fondo de esta galería y la conexión con un meandro desfondado estrecho, el Meandro Metrosexual, que encadena dos pequeñas verticales (P6 y P5) hasta enlazar con un conducto de morfología freática que finaliza en otro pequeño pozo, el Váter, que marca otro punto de unión con la red activa inferior. Entre el P6 y el P5 tenemos por la izquierda el paso hacia el Meandro Afluente, que tras un corto y estrecho trecho ascendente acaba comunicando con un pozo amplio, que también nos deposita en la red activa inferior.

La red activa inferior: En la base del meandro desfondado que marca la comunicación con el sector de la cueva, y a través de una gatera y tras un resalte descendente, accedemos a otra galería más o menos amplia que prosigue a derecha e izquierda. A la derecha continúa en ascenso perdiendo dimensiones, hasta cerrarse poco más allá en una pequeña sala con bloques. Por la izquierda la galería desciende unos metros hasta conectar con un curso activo (cota -60). Más allá del riachuelo la galería asciende nuevamente hasta enlazar con un conducto de mayores dimensiones a modo de sala con una gran chimenea. Por la derecha conecta nuevamente con el curso activo mediante un pocete, y por la izquierda progresa formando dos conductos paralelos a distintas alturas que vuelven a unirse a los pocos metros en una pequeña sala con bloques que presenta una segunda gran chimenea (en realidad el pozo del Meandro Afluente), punto clave de la descripción de esta red ya que ofrece diversas continuidades:
1) Un paso entre los bloques en la parte alta y al fondo de esta sala nos da acceso a la Galería Crunch. La Galería Crunch comienza como un meandro descendente de techo elevado, con unas continuidades por la derecha que confluyen en un laminador pedregoso con varios ramales.
Este laminador por un lado regresa a la sala de la segunda gran chimenea, y por el otro llega hasta la base de un P3, el Váter, que marca la conexión con el sector de la torca, dando acceso también, en algún punto, al curso activo. Si proseguimos por la Galería Crunch, tras unas decenas de metros encontramos una bifurcación: por la derecha un pocete de dos metros lleva a un nivel inferior de escaso desarrollo, mientras que por la izquierda encontramos la continuidad principal del meandro, el cual a los pocos metros vuelve a bifurcarse en dos ramales que confluyen otra vez al trecho. En este punto tenemos bajo un resalte una gatera descendente que nos conduce al curso activo. También en este punto la galería pierde su morfología meandriforme y el techo desciende, prolongándose el conducto en ascenso por unas decenas de metros hasta finalizar. Al comienzo de este último tramo de la galería tenemos a la izquierda una diaclasa vertical muy estrecha que, tras un giro, conduce también al curso activo (cota -60), comunicando a través de una estrechez impenetrable con la gatera mencionada anteriormente.
2) En la parte baja de la sala de la segunda chimenea, y por la izquierda, un paso bajo ascendente nos da paso a una pequeña sala. Realizando una trepada en esta sala alcanzamos otra sala a un nivel superior, mucho más amplia y con grandes bloques, que en realidad supone la base del otro acceso desde la red de la torca. Entre los bloques de esta sala encontramos un pozo destrepable que nos deposita en el arranque de la Galería Crunch.

Historia: La cueva es conocida de antiguo por los vecinos de Porrúa. Es de mencionar que en la sala de entrada hemos encontrado diversos restos de material bélico de la Guerra Civil, principalmente vainas de balas y también restos de metralla de obús. El troquel de los casquillos de bala indican 1935 y 1937 como años de fabricación.

Biología: Se han observado en la cueva murciélagos rinolófidos y restos óseos de tejón. Por otro lado, en la sala de entrada hemos observado numerosas arañas Meta bournetti y Metellina sp., y en galerías interiores diplópodos y coleópteros troglobios, sin determinar, así como alguna garrapata, también sin determinar. Igualmente, se han localizado numerosos pseudoescorpiones de la especie Neobisium (Blothrus) jeanneli.

Han participado en los trabajos: Gracias a las indicaciones de Antolín, vecino de Porrúa, la S.E.B. Escar toma contacto con la cavidad en 2009, año en que Juan Carlos Riobello "Río" y Javier Gil exploran la cueva, y J.C. Riobello y Víctor Sánchez la torca.  A partir de mayo de 2013 se revisa y comienza la topografía, participando en estos trabajos Laura Rodríguez, Julio Montes, J.C. Riobello, Beatriz Santa Cruz, Avelino Alonso-Tejón, Victoria Álvarez, Pablo Solares (por parte de la S.E.B. Escar), Mónica Meléndez, Rafa Bernardo (por parte del G.E. Gorfolí), y Carla Gutiérrez (G.E. Niphargus). P. Solares es el coordinador de la topografía y autor del dibujo de la misma. El vídeo fue grabado por M. Meléndez y montado por R. Bernardo. Las fotos son de J. Montes, P. Solares y V. Álvarez.

- Topo parcial (a 24 de noviembre de 2013) -

- Planta parcial del Sector de la Cueva -

- Planta parcial del Sector de la Torca -

- Planta parcial de la Red Activa -

- Proyección de la poligonal (y cavidades próximas) sobre la ortofoto -


(Última actualización: 12 de diciembre de 2013)